sábado, 5 de abril de 2014

Thirteen Reasons Why por Jay Asher

Sinopsis


Clay Jensen es un adolescente como cualquier otro que encuentra una misteriosos caja sin remitente dirigida a su nombre. El contenido no es otro que una serie de cintas de grabación que parece haberle enviado Hannah, una compañera de clase que no hace ni dos semanas que se ha suicidado. A pesar del desconcierto que supone volver a oír la voz de Hannah, Clay descubrirá que él es una de las trece personas escogidas para escuchar su historia, en la que se detallan las trece razones por las cuales ha decidido poner fin a su vida.

Título original: Thirteen Reasons Why 
Autor: Jay Asher
Año: 2007
Puntuación: 4.5/5      

                                  



Reseña por Priscila
Por Trece Razones fue un libro muy controversial, con una trama sostenible pero personajes que, según sus lectores no tenían de donde sostenerse. Como yo siempre digo, un libro le gusta a la persona que le llega, si uno no siente nada con un libro, puede tener buena prosa y buena narración y hasta buena trama, pero te gusta. No es lo mismo que te emocione y que de diga algo. Nunca va a ser lo mismo y por eso todo el mundo tiene ideas diferentes. A veces los personajes son así; nadie puede cambiarlos, ni yo, ni vos; admiremos la originalidad que tiene cada persona y hagamos arte con ello. Si todos fuéramos iguales, el mundo estaría pintado de un solo color.
.

Reseña
Hannah se suicidó. No es el final de nuestra historia, si no el principio. Hannah Baker, la dulce, la simpática, ella se ha suicidado y nadie sabe porqué. Eso es hasta que un día, Clay Jensen, un chico que solo la conocía de a vista y que estaba inquietado por ella, recibe una caja de cassettes. Con sólo ponerse los auriculares, Clay va a poder descubrir porqué Hannah se suicidó. Va a contarle todo lo que sucedió, pero lo que más le enerva aún es que hay un lado del cassette dirigido para él. Clay es una de las razones porque Hannah se quitó la vida y él no quiere saber porqué. Y no lo sabe.
La negación y frustración que tiene Clay al rehusarse a ser parte de un suicidio lo tienen decaído y nervioso. El personaje de Hannah es criticado por sólo buscar una "estúpida razón para sucidarse" y culpar a todos, pero esa es Hannah; la chica cuyo mundo adolescente fue arruinado, cuyas situaciones la enturbiaron, cuya actitud fue cobarde, por no admitir que la culpa siempre la tendrá ella, por haber hecho todo lo que hizo. Si hubiera evitado juntarse con aquellas trece personas, no hubiera presenciado todo lo que presenció. Está bien que las personas fueron muy culpables—hicieron cosas horribles— ¿pero no será también horrible cargar con el pesar de ser la causa de un suicidio?

 Desde que comienza a hablar, Hannah no tiene fuerza para vivir, desde que se oye su voz, no tiene ganas ni empeño en recuperar su vida ya perdida. Es algo que obviamente no me agrada, esa personalidad melodramática con la que trató a su mundo y la culpa que puso en todos, pero ese es el personaje. No la historia. No entiendo cómo juzgan a un personaje, cuando se supone que no debe ser perfecto ni irreal, si no ser melodramático, estúpido, dirían algunos, pero al fin  y al cabo Hannah es cualquier chica que hay hoy por el mundo y ese realismo y transparencia es la que me atraen de ella. 

Tampoco creo que la razón de su suicidio fueran esas trece. Las verdaderas razones de Hannah están escondidas en ella misma: la atención. ¿No es la atención signo de cualquier bipolaridad o desorden adolescente? ¿No quieren todos ellos eso?
Y ese es justamente el problema, el lema y la moraleja del mundo: la vida se acaba, haz algo. Hannah Baker poseía de un cerebro y pensamientos propios para salir afuera y enfrentar a quién tuviera que enfrentarse, ella podía hacer algo, pero nunca lo hizo. Siempre esperó a que acabara y acabó de la peor manera. A veces es tarde, pero podemos darnos cuenta de cuándo no lo es. Clay es un chico que sufrió a causa de eso, pero es un personaje sin fondo, que existe solo para hacer brillar a la protagonsita y su historia. Es un joven cuya historia podría haber dado mucho más, pero no la dio. Fue hueco, llano, y sólo en el final  de la historia mostró haber aprendido algo de esa psicótica experiencia.


Las cosas no pueden volver a ser como antes. Como tú pensabas que eran. Lo único que tienes de verdad... es el ahora".

Se puede leer de diferentes puntos de vista; yo pretendo verlo como un libro, una historia que no trata de un suicidio en sí, si no cómo a una persona le afecta el mundo exterior. Sea una pequeñez, sea una tontería o una grandeza, cada cosa repercute diferente en el mundo y en cada persona. Si a mi me dicen que soy una inútil, tal vez no me va a afectar. Si vas y le decís a otro que es un inútil, puede llegar a llorar, a sentirse menos, a desvalorizarse, a odiarse y el, como Hannah, no va a hacer nada para detenerte porque vos tenés más poder que él. El poder de la comunicación es esencial, si uno no se comunica, si no hace entender de que algo le duele, le sigue doliendo hasta acabar de una mala manera. 

Si todos fuéramos sinceros, si Hannah y vos se hubieran quejado en vez de buscar razones absurdas para hundirse en el pozo que otra persona cavó, los problemas serían otros y el tiempo estaría renovado para empezar nuevas cosas y dejar de ahogarse en las que ya sucedieron. Todos son culpables acá; el agresor y la víctima. El primero, porque ataca con algo que no piensa que sea letal. Es  una estupidez, no creo que le duela. Pero duele. Y la segunda, se victimiza y cree todo aquello que le dicen, se lo calla, continúa apuñalando lo que duele hasta que se desangra por completo. 


"Cuando te metes en una parte de la vida de una persona, te estás metiendo en su vida entera." 

Es como yo aprecio esto de los cassetes. Son cintas, que se vuelven a reproducir, pausas que no duran para siempre, y un botón para rebobinar que solo puede mirarse y no manipularse. Decir hoy todo lo que se tiene que decir. Defenderse del otro, no culparlo. 

Si hacemos lo que queremos y aprovechamos nuestra vida sin herir a nadie, es lo correcto y la historia, para los que les pareció hueca, a mi me dejó mucho, me hizo sentir mucho. Con el "I'm sorry" de Hannah. Puede que haya sido falso, ya que ella quería atención, ¿pero no da tristeza que cosas así pasen,de igual a igual? "Lo siento" por buscarte como excusa. "Lo siento" por no haber retrocedido. Esa frase final es más que una típica frase suicida; ¿alguien se pregunta que hay detrás de un arrepentimiento? ¿Que tal vez por su propio orgullo ella siguió?

No es un mensaje negativo. Es una historia negativa, porque sirve para salir al mundo y ambicionar cualquier oportunidad que se nos presente en la vida, por que no va a estar allí por siempre esperándonos. El tiempo es muy corto, el pasado no se retrocede, y el presente no puede cambiar nada más que aprender a buscar nuevas formas de entenderse y comunicarse en la vida. 

Puntuación: 

3 comentarios:

  1. ¡Oh! Este libro me ha parecido muy interesante según vuestra reseña. Simplemente me ha encantado, y teniendo tan buena puntuación creo que me lo apuntaré.
    ¿Sabéis cual es el título en español?
    Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Hola Lucía! El título en español es Por Trece Razones. Espero que puedas leerlo es MUY interesante.
      ¡Besos!

      Eliminar
  2. ¡Ahora que lo han sacado en español me apetec mucho leerlo! Tendré que sumar un título más a mi wishlist...
    Un besito ^^

    ResponderEliminar

Gracias por tu opinión, duda, consulta, queja, pregunta, saludo, comentario o lo que sea de tu parte. Realmente, gracias.